14 eventos en vivo

En la Zona Núcleo los rindes de soja son más bajos de lo esperado

21 abr 2017
07h11
  • separator
  • comentarios

La Guía Estratégica para el Agro (GEA) de la Bolsa de Comercio de Rosario (BCR) evaluó que en la Zona Núcleo productiva los rindes de soja son más bajos de lo esperado.

Mientras avanza la cosecha de la oleaginosa los investigadores de GEA sostuvieron que "en términos generales, se esperaban entre 5 y 10 quintales más respecto a lo que se está obteniendo".

En soja de primera implantación, si bien hay buenos rindes y los promedios siguen en los 4.000 kilos por hectárea "a medida que progresa la cosecha aumenta la desazón".

"Hasta los cuadros de zonas altas (menos susceptibles al encharcamiento) han decepcionado. En muchos de ellos se esperaba alcanzar los 5.000 kilos por hectárea, pero el efecto de los temporales de lluvias fue más allá de lo que se evaluó en su momento", manifestaron.

Agregaron que "las máquinas (cosechadoras) hacen evidente la falta de uniformidad que se refleja en las tolvas. Sin pronósticos de lluvias por delante, la cosecha de soja avanza sin tomar descanso en el sudoeste de Córdoba y centro-sur de Santa Fe, extendiéndose sobre el 60% del área".

"Sin embargo, el norte de Buenos Aires no logra encaminarse. El atraso es notorio. Los 200 a 350 mm que recibió la zona en lo que va de este mes se están haciendo sentir: el deterioro de los caminos, la falta de piso y la alta humedad demoran las tareas", dijeron.

Agregaron que "esta zona lleva cosechado sólo un 25%. Para los próximos días se esperan condiciones estables que permitirán avanzar con la cosecha; entretanto el lunes se prevén precipitaciones sobre la región y los acumulados se mantendrían por debajo de los 20 a 30 mm".

La recolección de soja se extendió sobre un 60% de la superficie en el centro sur santafesino y el sudoeste de Córdoba.

Si bien esta última región recibió algunas lloviznas el martes 18 de abril, las tareas habían avanzado con firmeza el fin de semana".

"Los rendimientos promedios siguen fluctuando entre los 4.000 kilos por hectárea, pero a medida que progresa la cosecha aumenta el desazón entre los productores. Las expectativas de rindes eran mayores que la que están midiendo las cosechadoras", manifestaron los especialistas de GEA.

El buen aspecto que "venían trayendo las sojas no se ve reflejado en los rindes: en los alrededores de la localidad santafesina El Trébol los pisos llegaron a los 2.000 kilos por hectárea".

En tanto, GEA ratificó en el reporte que el norte de Buenos Aires está muy atrasado con la recolección de soja: los 200 a 350 mm de agua han colapsado el norte bonaerense.

Los alrededores de Junín, Rojas y Chacabuco fueron las zonas más afectadas por las lluvias de abril y la cosecha de soja lleva varios puntos de atraso.

"Aquí la recolección sólo avanzó sobre un 25% del área y la logística cada vez está más complicada. El deterioro de los caminos y la falta de piso no permiten el ingreso a los lotes", precisó.

Aquéllos "más afortunados han podido levantar parte del cultivo pero no pueden sacar la mercadería. Muchos se están volcando al uso del silo bolsa".

Mientras que, ante la sorpresa de los analistas, tomó impulso la cosecha de soja de segunda implantación y se reavivan las esperanzas de mejorar los resultados de la campaña.

Los rindes rondan los 3.500 kilos la hectárea y en los mejores lotes los resultados tocan los 4.200 kilos por hectárea.

En tanto, los maíces, por su parte, siguen a la espera de que se levanten los lotes de soja para continuar con su recolección, con un avance prácticamente nulo, por lo que la cosecha se mantiene en 70%.

Noticias Argentinas

compartir

comentar

  • comentarios
publicidad
publicidad